Google+ Raúl Acosta

lunes, 11 de diciembre de 2017

"Los cambios de Il Gattopardo", mi editorial de #LaVeredaDeEnfrente

Volvé a escuchar la editorial de #LaVeredaDeEnfrente

Hugo Ceré: "No va haber ningún trabajo que tenga que ver con la conexión a los medidores"

Volvé a escuchar la nota con Hugo Ceré, vocero de la EPE Rosario.

En el 2018 habría “constituyente” y mucha obra pública

Publicado en el diario "El Litoral", el 11 de diciembre de 2017

¿Qué está “leyendo” el Gobernador Faltan dos años de mandato. Es diferente la “lectura” de la realidad que puede encontrar un periodista de la que necesita conocer alguien que “gestiona” la cosa pública.

Esta es la lectura periodística. Pero… las paredes oyen. Las gestiones en la provincia de Santa Fe encuentran un libro de doble entrada. Lo que efectivamente se hace (o debería hacerse) y lo que se espera del vecino. Expliquemos. José Corral. Mónica Fein. Miguel Lifschitz y Mauricio Macri comparten el vecindario. Ejercen la función pública en el mismo tiempo. Contemporáneos e interdependientes. El último con  obligaciones nacionales que tienen relación con la provincia (en manos socialistas) y las dos ciudades capitales en manos diferentes. Los actos, pedidos, desatinos o aciertos de cada uno de ellos tienen incidencia en los demás. El gobernador, como los otros ejecutivos mencionados, están leyendo el año que viene con los ojos en el 2019/23. En Santa Fe y  Rosario hay diferencias. Inspeccionadas por la lupa nacional Mónica Fein y José Corral no dan igual en colesterol y triglicéridos.

La Obra Pública, en el 2018, los encontrará reunidos. Argentina necesita crecer y actualizarse. Las rutas 33 y 34 son asesinas. Ojalá se mueran… y aparezcan otras nuevas, sanas, comunicadoras. Las Avenidas de Circunvalación deben expandirse. Todos sabemos que el puente “ideal” sobre el Paraná era / es Coronda / Diamante pero si los empresarios inmobiliarios y las investigaciones quieren hacerlo en otro sitio no importa. El Puente Santa Fe / Paraná es una solución que venía postergada. Ya nos robaron la vía férrea en el trazado Rosario / Victoria.
  
El arquitecto Bullrich (un antecesor valioso en la teoría de las comunicaciones entre ciudades y en el crecimiento hacia lo alto) decía: “los autos siempre le ganan a las autopistas…por eso hay que construir mas autopistas…” Ése parece ser el plan. Desmontar el imperio Moyano, en expansión a medias con Good Year, Firestone, mas la ayuda de Michelin y las fábricas de motores para camiones es sencillo de enunciar. Vías y Autovías. Y la Hidrovía. El flete es el freno de la frontera agropecuaria y el padre del estancamiento y el abuso. Un país Moyano dependiente (aprendiz de Hoffa) no es bueno para la libertad, la democracia gremial y, por supuesto, para la economía. Un motor dos cargas. Un motor 60 cargas. Un motor 600 cargas. Camión, tren, barcazas. Elija el costo. Hay un millón de viajes de camiones a los puertos del Gran Rosario. A un dólar la milanesa el que vende milanesas junta, por cosecha, un millón de dólares. El peaje gremial es mas grande, escondido y peligroso. Nota del autor: el número no es azaroso. Es de estadísticas. Un millón de cargas por cosecha.

La “zona núcleo central” y los puertos son una participación (algunos dicen “articulación”) que suma a los ejecutivos mencionados mas algunos regionales. No seamos tontos. Debemos incluir efedrina y otras yerbas tanto o mas peligrosas. Que suben y bajan. Patricia, hola.

Lo cierto es que en este año que se viene los concejos municipales, la Cámara de Diputados de la Nación  y los ejecutivos mencionados (Gobernador e intendentes) tienen a la “Obra Pública” como generadora de empleos y cartelones. Señal de ejecutividad y trabajo de profundidad. La Obra Pública no es un cheque a una comisión de fomento ni una dádiva a una ONG. Es sólida. Parece que entendieron.

Constitución si. Deuda no. La deuda de 50 mil millones que Macri no pagará nunca (soy periodista, escéptico, periodista veterano y escéptico) porque no quiere y porque no puede endeudarse por Santa Fe… que no es su casa, lleva a un argumento que es necesario explicar.
Macri no tiene muchos legisladores provinciales, ningún senador provincial, tampoco nacional, ningún juez de la CSJ y nada en el ejecutivo provincial y… y sin embargo fue el mas votado en el 2017. Una elección con nombres propios pondría a los suyos en posición de gobierno, en la cabina del capitán a un año de las elecciones generales del 2019. Cualquier negociación es con sujetos con las espaldas llenas de votos.

Lifschitz tiene  el 50% de “te quiero” en la provincia y puede (la constitución lo ampara) puede encabezar la lista de diputados constituyentes de su sector (ajá, si, ¿cual sector…?) un sector que revalúe el FPCyS que, sostiene el Gobernador, que no está muerto, que apenas se fue de parranda. Lifschitz no es Contigiani. El 50 % es real. Hoy lo votan. En mayo del 2018 también. Esa es la hipótesis del teorema constituyente.

Los perucas, con  Omar Perotti, Marcos Cleri, Agustín Rossi y Alejandra Rodenas mas el poder territorial en serio (los senadores y sus feudos) juegan con red. Sólo apuestan a ganador, nada pierden de lo que tienen. Saldan deudas con paisanos y se salvan del ridículo: no pueden negar la reforma, ya lo ha dicho Luis Rubeo, la espada de Diputados peronistas. Se sabe cual es su límite. Para los senadores la cuestión de género es inadmisible. Cómo elegir mujer o varón cuando el cargo es único. Ja, No lo se. Acaso tres, dos por la mayoría y uno por la minoría. Acaso unicameralidad. Nada. Enloquecen. Los senadores dan una Constituyente si el tema de género queda fuera. Como se debe aprobar el proyecto por mayorías especiales de cada cámara por su lado allí está el huevo… no lo pise.

Los socialistas de Bonfatti, como los socialistas de Giustiniani, como los cercanos a Lifschitz, de qué  modo se negarían a una constituyente. El total de diputados votaría pero… ¿qué hacenos con  la reelección? Negarla es decir “quiero ir yo de candidato sin internas que me avalen”.

Si las encuestas  son buenas la envidia es mas alta que cualquier razon, pero es difícil, casi imposible dejarla fuera de una Reforma Constitucional. El texto es de 1960/62 y hace agua por todos lados. Hasta los periodistas nos damos cuenta.

Lifschitz tiene ése porcentaje positivo que es la envidia de los radicales (solo exhiben amores sectoriales, regionales, ninguno ni cerca con ése porcentual) de los otros socialistas y provoca la sonrisa de Macri: Voy, pongo la cara y se sabrá quien es el jefe de Cambiemos en la provincia: Moi, le Maurice…(leer “muá, le morisse”

Para el peronismo es el fin de las especulaciones si la Bielsa sirve para algo y si los senadores tienen votos reales. Es un par de argumentos poderosos. No fueron los ganadores en el 2013, 15 y 17. Sonrisas y buena fe y se mantienen al borde del campo de juego. Es una trampa si se dejan partir. Es un mazazo al antiperonismo si se vuelven predecibles. Potables. Posibles.

Hay obra pública. Eso es trabajo y soluciones que se ven. No hay denuncias de prevaricato y/o corrupción. La intendencia de Rosario (el socialismo que la conduce) agoniza. Buen momento para que salgan a la cancha los que quieren ser candidatos en el 2019, porque en la cancha se ven los pingos. Prueben la candidatura en el 2018 chicos. Todos. Javkin incluído (no creo que sea el candidato del FPCyS en el 2019) tres fracasos son todos los fracasos.

Roy López Molina haría un ensayo general para la intendencia del 2019. Macri vigila mas que un radar.
Miguel Lifschitz se quedaría con todo el FPCyS. Y acaso consiga la cláusula de los dos mandatos. Puede ser “el uno” de la lista.
Mauricio Macri se daría un par de vueltas, es el dueño de la pelota.
El peronismo tiene todo para ganar, nada que perder, porque por poco pero en el 2017 otra vez perdió. Prácticamente armaría la lista del 2019 con una encuesta de campo formidable, inatajable.
Es el año del mundial. Nada distrae tanto como la pasión. Messi salva a todos los distraídos
Y quedaría justificada una Secretaría de Estado cuya capacidad de burocratización, en 8 años, ha sido infinita. Lamentablemente.